El Camino de Santiago a su paso por Segovia

El Camino de Santiago no es solo uno, hay un camino que pasa por la provincia de Segovia saltando la Sierra de Guadarrama. Es el denominado Camino de Madrid.

El Camino de Santiago que pasa por Segovia es uno de los menos transitados, pero merece la pena conocer la gran belleza de los parajes por donde discurre.

El Camino de Madrid es una ruta de unos 300 kilómetros que nace en Madrid y acaba en Sahagún (León). Esta senda para andariegos y peregrinos discurre en buena parte de su recorrido por la provincia de Segovia.

La Madrid cristiana, a finales del siglo XII, contaba con diez parroquias. Una de ellas estaba dedicada a Santiago Apóstol.

Los primeros peregrinos que recorrieron este Camino se dejaron llevar por varias calzadas romanas como la XXIV del Itinerario Antonio (s. III d.C.) que atraviesa por Cercedilla la sierra de Guadarrama y enlaza con la ciudad de Segovia. Muchos pueblos de esta ruta están jalonados de referencias jacobeas.

Pradera de Valsaín

Parte del Camino de Madrid discurre por la calzada romana que unía las ciudades de Mérida con Zaragoza. La antigua calzada romana que pasa por el Puerto de la Fuenfría fue construida en el siglo I a C. para comunicar Segovia con las poblaciones al sur de la Sierra de Guadarrama.


La Fuenfría es el inicio del tramo que discurre por la provincia de Segovia. Sus 1.796 metros de altitud conceden al peregrino unas magníficas vistas. Desde allí se contemplan las dos vertientes de la Sierra de Guadarrama.

En la ruta, que discurre entre montes y los pinares de Valsaín, podemos encontrar parajes de gran belleza en los que descansar para reponer fuerzas y echar un buen trago de agua, como en la Fuente de la Reina o en la de San Pedro.

Señal en la carretera
La entrada a Segovia se realiza bajando desde la Sierra hasta llegar a la Puerta de Madrid. Al llegar a Segovia, los peregrinos pueden visitar la Catedral, el Acueducto y el Alcázar, sin olvidarnos de las magníficas  iglesias románicas, la Judería o los monasterios de San Antonio el Real y Santa María del Parral.

Para dejar atrás la ciudad de Segovia nada mejor que hacerlo por el Paseo de San Juan de la Cruz, atravesando la Puerta de Santiago hasta llegar al río Eresma.

Para recorrer y conocer este camino, varios ayuntamientos han habilitado albergues, como el de ‘La Fuente del Pájaro’ que está ubicado en Zamarramala. Los peregrinos también cuentan con una gran oferta de casas rurales que permiten descansar y conocer algunos tramos de este camino.

Entradas populares de este blog